El que ríe al último…

Así es, después de las “desatinadas” declaraciones de Ricardo A. Lavolpe, técnico del Monterrey, durante la semana, al tachar de feo el futbol practicado por el equipo de Lapuente, y de además decir que prefería irse de shopping a Laredo que ver un juego de los Tigres, el sábado quedó demostrado que se tiene que hablar en la cancha con futbol y goles y no con simples declaraciones estúpidas.

Durante los primeros 70 minutos se vió un futbol poco vistoso por los dos bandos, mientras que Monterrey no podía siquiera pisar los linderos del área, Tigres seguía con el estilo de “jugar para no perder”. No fue hasta el minutos 28 del segundo tiempo en que Carlos Ochoa abrío el marcador para los rayados, parecía que se venía la noche abajo para los de Lapuente, y más porque dos minutos después Humberto Suazo tuvo lo que parecía el 2-0. La reacción de Tigres se dió en 15 minutos, en los que de la mano de Lucas Lobos, José Rivas y el debutante y héroe del clásico, Francisco Acuña, le dió la vuelta a 1-4 a un clásico que parecía pintar para un aburrido 0-0.

Así que después de este resultado, los aficionados de Tigres podemos estár tranquilos. Tenemos toooda una semanota para tirar ‘carrilla’ a los rayados, LOazo!

Aquí les dejo algunas imágenes que circulan ya por la web.

Continue reading